Hoy vengo a contaros uno de los sitios que debes visitar si estás en Vigo. Se trata del Parque Nacional Marítimo Terrestre de las Islas Atlánticas de Galicia, es decir, las Islas Cíes.

Cómo llegar a las Islas Cíes

Para situaros un poco geográficamente, deciros que son 3 islas ubicadas entre la Ría de Vigo y el Océano Atlántico. Tiene una superficie de 433 hectáreas y cuenta con 9 playas.

A pesar de su situación geográfica posee clima mediterráneo, lo que la hace ser un destino turístico incomparable, tanto por esto, como por las playas, los miradores y sobre todo sus paisajes.

La isla Sur solamente es accesible en embarcación privada, pero las otras dos sí se pueden visitar. El número de personas que pueden acudir en un día es de 2.200, con el fin de evitar la masificación en el Parque Nacional.

La empresa que fleta los barcos a las islas se llama Mar de Ons (www.mardeons.com), y tiene servicio regular en Semana Santa y Verano desde distintos puntos (Vigo, Cangas, Baiona).

Hoteles cerca de Islas Cíes
Booking.com

Encuentra actividades, visitas guiadas, excursiones, tours gratuitos y más en Vigo
Buscar

En estos barcos no van coches, el recorrido de las islas ha de hacerse a pie. La tarifa es de 20 € adultos y niños hasta 12 años gratis.

La distancia de las islas a tierra es de unos 14 km, por lo que el recorrido es de aproximadamente una hora y cuarto.

Puedes sentarte en cubierta donde sopla un viento de narices pero desde donde puedes disfrutar de las vistas, o bien en el interior en donde, a pesar de ser muy espacioso, a mi me resultó un poquito cargante el ambiente y es que el barco iba a reventar de gente.

También comentaros que si sois propensos a los mareos os toméis algo para evitarlos porque es fácil que el cuerpo se os de la vuelta y es que estos barcos no son como los de los cruceros….

Un poco de historia

Hace unos 20 mil años el nivel del mar era mucho más bajo que el actual, por lo que las islas eran unos elevados promontorios con un amplio valle surcado por un río. El testimonio de esta ocupación en la época prehistórica lo encontramos en restos del poblado celta de As Hortas, situado en la ladera del monte Faro.

Los romanos, que también tuvieron presencia en las islas, las denominaron Islas de los Dioses.

En la Edad Media se construyeron los monasterios de San Martiño, en la isla Sur, y San Estevo, en la isla Norte, de los que sólo quedan ruinas.

En el siglo XIX se instalan en las Cíes un almacén de artillería y un Cuartel de Carabineros.

A principios del siglo XX aparecen en el archipiélago las industrias de salazón del pescado y balleneras, de las que no queda ni rastro.

Actualmente, y desde mediados del siglo XX, están deshabitadas, únicamente los guardas del Ministerio de Medio Ambiente tienen acceso a las islas fuera de temporada.

Atractivos de las Islas Cíes

Desde el punto de vista ecológico, no cabe duda del interés de las islas, como demuestra su declaración de Parque Natural en 1980, Zona de Especial Protección para las Aves (ZEPA) en 1988 y finalmente, desde el 1 de julio de 2002 forman parte del Parque Nacional Marítimo-Terrestre de las Islas Atlánticas, en el que se incluyen las islas de Ons, Sálvora y Cortegada.

En cuanto a los atractivos para el visitante, esta es la información que os puedo facilitar:

Actividades en las islas

Además de disfrutar de las playas, en la isla se pueden realizar rutas de senderismo señalizadas (os recomiendo subir al faro, las vistas son increíbles), observación de aves y buceo.

Entre las playas más bonitas tenemos la de Rodas y que cuenta con la bandera azul de la Unión Europea y cuyo principal encanto radica, no ya en las aguas turquesas y la arena blanca y fina, sino en que sirve de unión natural entre dos de las islas, la del Norte y la del Medio. Es la primera que encuentras nada más desembarcar en la isla.

Otra playa es la de Figueiras conocida como la de los alemanes y que es una de las playas nudistas más bonitas de Galicia o eso dicen porque nosotros no fuimos a visitarla, sería por no comparar, je, je. La que si visitamos fue la de Nuestra Señora que para mi es la que tiene las aguas del azul turquesa más intenso que he visto nunca. Esta playa cuando sube la marea se queda reducida en una calita de lo más hermosa. Hay otras calas más como la de A Cantareira o Margaridas y las de Viños Areíña y Muxieiros que son la prolongación de la playa de Rodas

A parte de las playas lo más interesante son las distintas rutas que existen para disfrutar del paisaje. Destacan la Ruta del Monte Faro llamada así porque termina en el faro de las Cíes, en la zona de mayor altitud de la isla y que recorre unos 3,5 kilómetros y es la más larga.

Otra ruta que cuenta con mucha aceptación es la del Alto del Principe es más corta, no llega a los 2 kilómetros pero los paisajes merecen la pena. Al final del recorrido está situado el observatorio de las aves desde donde las vistas son impresionantes. Además durante casi todo el trayecto vas rodeado de zonas arboladas. Estas dos fueron las que hicimos nosotros y nos encantaron. Además, se hacen muy bien y no resultan nada pesadas ni difíciles de recorrer. Por otro lado, la recompensa merece la pena.

Otras rutas son la de Monteagudo y la del Faro da Porta pero ya no nos dio tiempo para recorrerlas.

Servicios de las islas

En el embarcadero hay un restaurante auto-servicio en el que poder comer. También hay un cámping de 3ª categoría con una capacidad de 800 plazas. Podéis verlo y consultar servicios, precios y realizar reservas en www.campingislascies.com

El parque natural cuenta con zonas de información en donde te suministran bolsas para la basura que debes llevar contigo de vuelta al continente porque en las islas no hay papeleras ni servicio de recogida de basuras. Para los fumadores también dan unos cacharritos para depositar las colillas.

Las Islas cuentan también con dos bares restaurantes, uno en la playa de Rodas y otro en la zona interior de la isla norte en donde está también situado el camping. Nosotros llevábamos nuestra comida y lo único que obtuvimos allí fue la bebida pero si que puedo decir que los restaurantes estaban llenos de gente y no parecían demasiado limpios. Cuentan con menú y bocadillos, pero ya os digo que no sé como serían.

Mi experiencia

Islas Cíes

Estudié la carrera en la ciudad de Vigo. La pensión en la que me alojaba estaba muy cerquita del puerto, por lo que, además de disfrutar del olor del océano, podía disfrutar de la visión de las islas desde tierra, muy recomendable. En aquella época, hace 10 años, todavía no se habían declarado Parque Nacional ni eran tan conocidas internacionalmente, por lo que era más fácil conseguir billete para el barco y plaza en el cámping.

Pasé un fin de semana en las islas, y lo recuerdo como una experiencia mágica, en plena naturaleza, con sensación de pureza, limpieza, silencio… las aguas de las playas son cristalinas, la arena blanquísima y finísima, las aves sobrevuelan un cielo azul limpio y puro… ¿Para qué irse al Caribe si podemos disfrutar de un trocito del paraíso en nuestra propia tierra? Aquí viene el inconveniente: el agua está bastante fría para bañarse.

Querría haceros una serie de recomendaciones si queréis acercaros a las islas: Reservad con antelación los servicios de transporte y cámping, la demanda es cada vez mayor y a nosotros nos costó ir dos días ya que el primero nos quedamos sin billetes.

A la hora de pensar la hora de salida y llegada calculad que el trayecto es de más de una hora. Pensad que estais en unas islas en medio del océano, por lo que las noches son más fresquitas que en tierra firme, aunque también pasaremos menos calor en los días de verano.

Pues nada, si queréis disfrutar de un día o más en plena naturaleza y disfrutar de un entorno envidiable, ya sabéis donde existe un buen destino para hacerlo.

¡Galicia os espera!!! Os va a encantar nuestra tierra.