Cuando te presentan a algún cordobés, existe un alto porcentaje de probabilidades de que se llame Rafael. Esto es algo que realmente sorprende a los que llegan de fuera a la ciudad califal.

Ello es debido a la gran devoción que el pueblo de Córdoba tiene por este Arcángel y la máxima expresión de este sentir popular es la gran cantidad de monumentos que dedicados al mismo se dispersan por toda la ciudad. Pero a la vez, estos monumentos son peculiares por sus características ya que se elevan dominando la ciudad sobre unos elevados pilares. Me estoy refiriendo a los Triunfos de san Rafael.

Descripción

El Triunfo de San Rafael es un tipo de monumento exclusivo cordobés dedicado a San Rafael, el custodio de la ciudad.

Se caracteriza por representar al arcángel subido a un pedestal que está coronado por un pilar o columna. Muchas veces el triunfo aparece protegido por una verja o reja y es iluminado por faroles.

Son varios los triunfos que encontramos no sólo en la capital sino también en la Provincia y todos ellos son venerados con una gran devoción.

La devoción a San Rafael

La devoción al Arcángel se remonta al siglo XVII cuando se cuenta que en medio de una terrible epidemia de peste, San Rafael se aparece a un padre cordobés afirmando que pondría fin a la misma.

Hoteles cerca de Triunfo de San Rafael
Booking.com

Encuentra actividades, visitas guiadas, excursiones, tours gratuitos y más en Córdoba
Buscar

El padre se llamaba Andrés de las Roelas y tras cinco apariciones, cesó la epidemia y se reforzó esta devoción hacia el santo. Es a partir de este momento cuando comienzan a surgir imágenes de San Rafael por diferentes puntos de la cuidad que los cordobeses incluso financian como muestra de agradecimiento. Calles y plazas aparecen desde entonces veladas por el “Eterno Custodio”. La mayoría de los Triunfos datan del siglo XVIII, aunque los hay posteriores.

Curiosamente el nombre del Arcángel (Rafael) significa “Medicina de Dios”.

Los triunfos que encontramos en Córdoba Capital

Los Triunfos de San Rafael que podemos encontrar en Córdoba son:

  • Triunfo de San Rafael de la Puerta del Puente
  • Triunfo de San Rafael de la Plaza de la Compañía
  • Triunfo de San Rafael de la Glorieta del Conde de Guadalhorce
  • Triunfo de San Rafael de la Plaza de los Aguayos
  • Triunfo de San Rafael de la Plaza del Potro
  • Triunfo de San Rafael del Puente Romano
  • Triunfo de San Rafael de la Fuente de la Fuenseca
  • Triunfo de San Rafael del Puente de San Rafael
  • Triunfo de San Rafael de Puerta Nueva
  • Triunfo de San Rafael en la Iglesia de la Paz

Os voy a hablar un poco de cada uno.

Triunfo de la Puerta del Puente

triunfo de san rafael

Es el más vistoso y llamativo de todos. Lo encontramos si estamos haciendo turismo por el centro histórico de la ciudad, ya que se encuentra en la Plaza del Triunfo, casi pegado a la Mezquita, a la Ribera y al Puente romano. Justo tras él encontramos la Puerta del puente, la que era la principal entrada a la ciudad amurallada desde el sur.

Fue levantado por Michel de Verdiguier en el siglo XVIII. El pilar sobre el que se encuentra el Arcángel, se erige sobre la representación de una gruta. Con ello se quiere representar el inframundo, la contraposición entre lo terrenal y lo divino. Es bastante espectacular pues tiene una altura de veintisiete metros.

Se eleva sobre una base de mármol negro, sobre la que se sitúa la gruta, en la parte superior hay un castillo realizado en jaspe rojo y blanco y sobre él se eleva ya el pilar o columna de mármol que se encuentra rematado por un capitel y la estatua del Arcángel. En la base del triunfo encontramos también las esculturas de los patronos de Córdoba, San Ascisclo, Santa Victoria y Santa Bárbara.

Podemos apreciar también la representación de un león de piedra con un escudo, un caballo realizado a tamaño natural, una pieza de artillería, un águila, plantas y el sepulcro del obispo Pascual, ya que al excavar para cimentar, se encontró su tumba en el lugar elegido.

El monumento está rodeado por una verja de hierro e inscritas en leyendas realizadas en piedra encontramos varios textos en latín, diez en total.

Si os acercáis a Córdoba seguro que lo vais a ver, porque la Mezquita es visita obligada, y el triunfo se encuentra pegadito a ella.

Triunfo de la Plaza de la Compañía

Fue levantado gracias a las limosnas que fueron siendo aportadas por los fieles. Es obra de Juan Jiménez. Se encuentra sobre un pedestal de mármol negro, en él hay también inscripciones latinas en unos recuadros de color dorado.

Del pedestal parten cuatro pilares sobre los que se asienta y nube que sirve de base a la escultura del arcángel.

A mediados del siglo XX se retiró la verja que lo protegía. Junto a él se encuentra la Iglesia de la Compañía, muy cerca del centro oficial de la ciudad, la plaza de las Tendillas.

Triunfo de la Glorieta del Conde de Guadalhorce

Es el que se puede ver cercano a la antigua estación de tren.

Fue erigido en un primer lugar junto al Alcázar de los Reyes Cristianos, y luego se trasladó a la estación antigua. En un principio el Arcángel estaba orientado de tal forma que miraba a las vías, de forma que era el encargado de dar la bienvenida a los viajeros que llegaban a la estación cordobesa. Posteriormente y debido a la iniciativa de los vecinos de la zona, se decidió darle la vuelta y actualmente está orientado hacia el centro de la ciudad.

Esta característica del Arcángel como el encargado de dar la bienvenida a los viajeros se hace extensible a otros de los triunfos que también se encontraban en lugares de acceso a la ciudad, como el Puente romano, el Puente de San Rafael, el de Puerta Nueva, el de la Puerta del Puente …

Triunfo de San Rafael de la Plaza de los Aguayos

Se encuentra junto a la Iglesia de San Pedro. Data del siglo XVIII y es un monumento que en su día fue donado por miembros de la nobleza, por ello en su pie aparece varios escudos heráldicos. Está adornado por unos relieves que representan a los mártires de Córdoba, protegido por una verja e iluminado por cuatro faroles.

Triunfo de la Plaza del Potro

En la bonita Plaza del Potro cordobesa a orillas del río Guadalquivir, encontramos otro de los triunfos, data de 1768 y es obra de un escultor francés, Michel de Verdiquier.

Inicialmente se encontraba en la Plaza del Ángel y no fue hasta inicios del siglo XX cuando fue restaurado y trasladado a su ubicación actual. Si etstías de turismo por la ciudad, estad atentos porque seguramente lo veréis ya que la Plaza del Potro es un lugar turístico por excelencia de la ciudad.Se encuentra justo en la entrada de la plaza desde la calle Lucano, sobre un pedestal elevado.

Triunfo del Puente Romano

Es el más antiguo de todos los Triunfos, y fue situado en el Puente romano con el objeto de bendecir a todos los que entraran o salieran de la ciudad por el mismo. Es obra de Bernabé Gómez del Río. Este no se encuentra “en las alturas”, sino sobre un pedestal de escasa altura, es quizá por ello más cercano al pueblo.

Es uno de los que reciben más muestras de devoción por parte de los cordobeses, sobre todo por parte de los vecinos del cercano Campo de la Verdad y siempre está lleno de velas, flores y ofrendas.

Triunfo de la Fuente de la Fuenseca

La imagen de San Rafael estaba situada inicialmente en el centro de la plaza sobre un pedestal de mampostería. En el siglo XIX se trasladó al lugar que ocupa en la actualidad, sobre una fuente adosada a un muro. En esta plaza encontraréis uno de los cines de verano más conocidos de la ciudad y al que acudo siempre que tengo ocasión.

Triunfo del Puente de San Rafael

Es un triunfo reciente, data de 1953, obra de Amadeo Ruíz Olmos. Se encuentra en el extremo norte de este puente. Junto al recinto ferial.

Triunfo de Puerta Nueva

Data del siglo XVIII, se sitúa en el lugar donde se encontraba esta puerta, hoy inexistente, que permitía el acceso por el oeste a la ciudad y que fue demolida en el siglo XIX. De nuevo fue financiado por los aportes de los ciudadanos cordobeses.

Triunfo en la Iglesia de la Paz

Se trata de una estatua del Arcángel que se encuentra adosada a una esquina, en la Iglesia de Nuestra Señora de la Paz. Originariamente fue un Triunfo que se hallaba en la Plaza de san Basilio.

Además de estos Triunfos que encontramos dispersos por la capital existen otros que se distribuyen también por la provincia.

Conclusión

Todos los Triunfos son objeto de especial devoción y por ello es habitual la colocación de multitud de velas rojas a sus pies por parte de los fieles

La devoción por el Arcángel ha originado que en Córdoba se considere a San Rafael como el patrón de la ciudad sin serlo realmente, ya que los verdaderos patrones son san Ascisclo y santa Victoria. Son muchos los cordobeses los que afirman que su patrón es San Rafael.

Incluso la onomástica de San Rafael (»’24 de octubre»’) se celebra como día festivo de forma totalmente excepcional sólo en la ciudad de Córdoba.

Las referencias al Arcángel no se reducen a los Triunfos que os he comentado, también lleva su nombre el estadio de fútbol, calles, plazas, colegios, iglesias, un cementerio, altares, bodegas, gran cantidad de establecimientos dedicados a la hotelería..etc.

San Rafael forma parte de la esencia de Córdoba, su imagen está presente en iglesias, plazas, calles puentes…vigilando y guardando la ciudad, para eso es el eterno Custodio. La próxima vez que viajéis a Córdoba nos os olvidéis de mirar hacia arriba, en cualquier rincón San Rafael os estará dando la bienvenida.