Como para mí ya han llegado las vacaciones de verano (no os pongáis celosos, es lo que tiene la vida de ciertos estudiantes… :P) y ya estoy pensando en el viajecito que me voy a pegar, he decidido ambientar esta opinión en algo muy relacionado con los viajes, en este caso, con los viajes internacionales, que son los que a mí me gustan: los aeropuertos.

Y como el aeropuerto de Madrid ya lo conoce casi todo el mundo, voy a hablaros brevemente de un pequeño gran desconocido en crecimiento: el Aeropuerto de Villanubla (Valladolid).

Para empezar, indicar que, aunque sea más conocido como el Aeropuerto de Valladolid, realmente se encuentra situado en la citada localidad de Villanubla, un pequeño pueblecito cercano a la capital pucelana.

Hasta hace poco, la historia de este aeropuerto ha sido la de la gran mayoría de aeropuertos de segunda categoría que podemos encontrar en España: pocos destinos, pocos vuelos, pocas compañías y elevados precios. Esto se traducía en un viajecito a Madrid – Barajas cada vez que te planteabas coger un avión para cualquier lado.

Sin embargo, la situación está empezando a cambiar. Las nuevas compañías aéreas de bajo coste que operan a través de internet se han fijado en estos aeropuertos regionales para establecer los puntos de origen y destino de sus vuelos, consiguiendo resucitar a numerosos aeropuertos cuyo destino más cercano era la desaparición.

En el caso de Valladolid, además, se cuenta con otra ventaja. En la comunidad de Castilla y León, debido a la gran cantidad de aeropuertos existentes infrautilizados, se está planteando la idea de centralizar los vuelos y convertir a Villanubla en el aeropuerto principal de la región. Nos encontramos, por tanto, en la etapa de renacimiento de este aeropuerto.

Hoteles cerca de Aeropuerto de Valladolid
Booking.com

Encuentra actividades, visitas guiadas, excursiones, tours gratuitos y más en Valladolid
Buscar

La verdad es que todavía los destinos que se ofrecen son escasos y los desplazamientos a Madrid son inevitables. En mi caso, sólo he utilizado al Aeropuerto de Villanubla en mi viaje a Londres de hace tres años y en la vuelta nos desviaron a Barajas, supuestamente por problemas técnicos. La realidad es que a las compañías les sale más barato pagar un autobús de Madrid a Valladolid a los ocupantes del vuelo y dejar así el avión ya en Madrid, que tener que desplazar después el avión de Valladolid a Madrid.

Como todo aeropuerto regional que se precie, el de Villanubla parece de juguete. La principal ventaja de esto es que no es necesario ir dos horas antes de que salga el avión para encontrar el mostrador de facturación, facturar, embarcar y soportar varias colas mientras tanto. Según entras, tienes enfrente los mostradores de facturación, que no son 200, sino cuatro o cinco. Además tan sólo hay un par de puertas de embarque, con lo que realmente no tienes pérdida.

Por supuesto que luego están los inconvenientes, que son, básicamente, la falta de instalaciones: una cafetería, un kiosko, una tiendecita y poco más. Nada recomendable para hacer un transbordo y tener que pasar unas horas de espera en el aeropuerto.

Y también está el tema del desplazamiento desde la capital o desde el aeropuerto a la ciudad: sólo hay un par de autobuses a unas horas determinadas, por lo que el taxi sigue siendo la mejor solución.

Otro problema del aeropuerto, es la continua niebla que hay en la zona durante el invierno, que obliga a un montón de cancelaciones y desvíos de vuelos. Pero en el afán por potenciar la actividad de Villanubla, ya se está estudiando un método que permite aterrizar a los aviones con niebla y que en breve se pondrá en marcha en Valladolid.

Los principales destinos que ofrece este aeropuerto son Barcelona, con Air Nostrum, París, con Air France y también con Iberia, Londres y Bruselas con Ryanair, Vigo con Iberia, Lisboa con Portugalia, Málaga con Lagun Air y Palma de Mallorca también con Lagunair y con Futura.

Después, hay compañías que ofertan vuelos a otros destinos algún día en concreto. Por ejemplo, este mes, Air Europa vuela a Bruselas y junto con Spanair también a Palma de Mallorca, Iberworld y Futura van a Tenerife y con Air Algerie podemos ir a Argel. De esta forma esporádica también ha habido vuelos a Budapest, Viena, etc.

Concluyendo, se trata de un aeropuerto que ahora mismo está en fase de crecimiento, gracias a la llegada de Ryanair, que ya ofrece vuelos a Londres y Bruselas y está estudiando la ampliación de la oferta, según he leído hace tiempo en un periódico, nada menos que a Frankfurt. Esto va a suponer un despegue económico importante, que ya se ha notado en el último año, así como un aumento del número de viajeros que se acerquen a tierras pucelanas, potenciando el turismo de la zona.

aeropuerto valladolid

Aunque todavía este crecimiento está en su primera fase, la proyección internacional del Aeropuerto de Valladolid va a ser realmente importante para los habitantes de Castilla y León, que, al menos, van a tener la oportunidad de elegir entre Valladolid y Madrid para ciertos destinos. Y como buena recién diplomada en Ciencias Empresariales indicaré que el aumento de la competencia siempre beneficia al cliente, así que…bienvenido sea el desarrollo de Villanubla!!

Por cierto, mi viajecito de este verano será de nuevo a Polonia, así que no me queda más remedio que volver a Madrid – Barajas…