Galeria Uffizi

Descubre las ofertas de hoy por Black Friday

Hace ya algún tiempo, cuando escribía sobre La Galleria della Accademia, que os prometí una opinión sobre este otro museo florentino. Por fín, he creído que ya era hora de contaros todo lo que viví en aquella maravillosa galleria.

Aparte de la cantidad de obras de artes que aloja este edificio, el palacio en sí ya es una gran joya de la arquitectura. Su construcción fue mandada a Giorgio Vassari en el año 1559 por Cósimo I de Medicis que quiso hacer un lugar que recogiese en un único complejo las oficinas públicas del Gran Ducado, de ahí la denominación de Uffizi (oficinas).

Se sitúa entre la plaza de la Signoria y el Arno. En la plaza de la Signoria podemos encontrar una copia del majestuoso David de Miguel Angel.

Después de mencionaros al ilustre arquitecto, artífice de dicha obra, os contaré mi experiencia personal en la Galleria. Mi visita a la ciudad de Florencia era muy breve, por lo que tuve que centarme en los museos más representativos de la ciudad. Antes de visitar la Accademia pasé por la Galleria degli Uffizi.

La Galería de los Uffizi está abierta de martes a domingo de 8,15 a 19.00 (los que se la encuentran cerrada el lunes, lo dejan para el día siguiente, de ahí las colas tan tremendas) y 45 minutos antes de la horra del cierre, dejan de vender billetes. La mejor solución, conseguir los billetes por otro medio, telefónico, agencia, e.mail… NADA, bueno casi nada compensa una espera de este calibre, ni siquiera este museo.

Si no tienes entrada con un grupo concertado, las colas para entrar son interminables. Yo estuve alrededor de dos horas y media a la espera. Por suerte, debajo de un pórtico, por lo que el sol no se deja notar. Os recomiendo que vayáis temprano. Los trabajadores son muy pausados a la hora de la entrada, dejan entrar en grupos reducidos. Una vez dentro comprar el ticket, creo recordar que se pasaba por un detector y para dentro.

Hoteles baratos cerca de Galeria Uffizi
Booking.com

Para ver adecuadamente este museo se necesitan muchas horas. Por tener, tiene hasta una cafetería para poder tomar un refrigerio y poder continuar con la visita y disfrutar de todos los detalles detenidamente.

La visita resulta “interesante” para los expertos y para los aficionados principalmente al arte sacro, aunque hay obras muy distintas y algunas verdaderamente sorprendentes, desde la pintura del siglo XIII con Giotto, a la pintura florentina del XIV, Botticelli, Leonardo, Miguel Angel, Rafael, Caravaggio, Tiziano, Rubens, Rembrant, …. Todos los importantísimos de la época tienen allí una representación, aparte de otros muchos menos conocidos pero con el talento suficiente para estar en (posiblemente) el mejor museo de Arte Renacentista. (como habréis podido vislumbrar, no es mi estilo).

El museo tiene nombradas 44 salas, pero la realidad es que desde la 36 a la 40 fueron suprimidas. La razón se debe a la reapertura de la antigua escalera de Bernardo Buontalenti, por lo que hubo que organizar esta enorme parte de la Galleria. Podemos encontrar tanto pinturas como esculturas de grandes artistas. Hay obras desde el siglo XIII hasta el XVII. Os recomiendo enormente su visita, encontramos un gran elenco de artistas: Giotto, Boticelli, Perugino, Miguel Angel, Rafael, Tiziano, Goya, Tintoretto, Rembrandt, Caravaggio y muchísimos más.

Me gustaría destacar dos grandes obras que son dignas de mirar durante varios minutos. Ya las mencioné cuando dije que haría una opinión sobre este museo. Son la Alegoría de la Primavera y el Nacimiento de Venus, ambos del italiano Sandro Boticelli. Datan respectivamente de los años 1478 y 1486. Debemos darle las gracias a la persona que encargó los dos cuadros, Pierfrancesco de Medici. Son dos obras impresionantes, tanto de tamaño como de expresión. Encontramos un tono melancólico y nostálgico que denotan la etapa por la que pasaba Boticceli. En el primer cuadro Venus está representada en medio de un jardín, rodeada por Mercurio, las tres Gracias, la Primavera, Flora perseguida por Zéfiro y el personaje que aparece arriba representa el amor.

La segunda obra que he mencionado, El Nacimiento de Venus parece ser, por lo que he podido leer, que toma su inspiraciñon de la poseía de Poliziano.

Galeria degli Uffizi

Recuerdo especialmente las salas magníficas y la impresionante vista de El Arno y su Puente Vecchio, desde uno de los ventanales de sus espléndidos pasillos. El museo tiene forma de U y uno de sus corredores, denominado Vasarian, permitía a la familia de los Medici acceder desde el palacio Pitti a los Uffizi o incluso al Palacio Vecchio, no estaba nada mal para no mezclarse con la plebe.

Sin duda, os recomiendo que no dejéis de visitar la Galleria degli Uffizi, maravillosa representación del arte y siempre saldréis satisfechos.

Estar en Florencia y no visitar la Uffizi es como ir a París y no ver la torre Eiffel, pero….

¿Quieres reservar una guía?

Otros lugares que no te puedes perder

Deja un comentario

Información sobre protección de datos

  • Responsable: Ignacio Cuesta
  • Fin del tratamiento: Controlar el spam, gestión de comentarios
  • Legitimación: Tu consentimiento
  • Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  • Derechos: Acceso, rectificación, portabilidad, olvido.
  • Contacto: contacto@calculadoraconversor.com.
  • Información adicional: Más información en nuestra política de privacidad.