Evidente es que Zaragoza es una ciudad tradicionalmente católica con su consiguiente proliferación de iglesias y templos en todas sus calles.

Tradicionales son las típicas y bellas iglesias mozárabes con sus torreones labrados de bonitos mosaicos y plagados de azulejos de colores. Entre tanta tradición árabe no pasa desapercibida la iglesia a la que desde aquí se hace mención.

Emplazada en una plazuela al margen del Paseo de la Independencia remarca el estilo parisino del que se quiso dotar a esta arteria zaragozana. El antiguo templo que formaba parte de todo un complejo monástico fue prácticamente destrozado durante la guerra de la Independencia, salvándose con fortuna únicamente la portada renacentista.

No pasará desapercibida para tus ojos dicha portada, labrada en mármol y profusamente decorada yo la calificaría sin lugar a dudas como la más bella de Zaragoza.  Respecto al exterior de la fachada de la iglesia, decir que el pórtico de su entrada posee unas esculturas en piedra bellísimas de admirar, sobre todo cuando cae el sol y se ilumina con luz artificial, merece la pena sacar unas cuantas instantáneas.
Ademas de este relieve, destacar su gran portón de madera oscura protegido por otra puerta de verja que al cierre del culto se cierra por completo.

Una vez traspasadas las puertas te encontraras ante un inmenso templo con altísimos techos en el que el espacio es el protagonista. En el interior de la parroquia esta el Altar Mayor que destacan en èl sus relieves, esculturas y suelo en mármol, ademas de las vidrieras en la cúpula que está sobre el mismo altar.

Date tiempo y recorre la iglesia visitando cada una de sus capillas y dedica un poco de este en cerrar los ojos y respirar el ambiente solemne que se desprende de sus paredes.

Iglesia de Santa Engracia, ¿dónde está?
Booking.com

Una de las características más reseñables de la Basílica de Santa Engracia es su elegancia y su clase que parece transportarte a alguna iglesia del mismísimo Paris, a las cuales, no tiene nada que envidiar. Esto da prueba de que para conocer grandes monumentos y buen arte no es necesario irse muy lejos.

Pero no todo termina en la nave principal, ya que el mayor tesoro se esconde en las profundidades del templo. Al lado derecho de la nave se abre una puerta que nos llevara por un lado a un entrañable patio ajardinado, y por otro a unas inmensas escaleras que nos conducirán a la cripta del Templo.

Aquí, entre la sobrecogedora luz de las velas y la humedad del subsuelo es donde se encuentra la razón de ser de la Basílica, y el germen de su devoción. En un lado de la cripta descubriremos una pequeña capilla sin mucho interés pero ideal para el sobrecogimiento, y justo enfrente se emplaza la famosa cripta de Santa Engracia.

El estilo cambia radicalmente, pasando del fastuoso renacimiento al austero pero no menos bello románico. Entre columnas de piedra se encuentra el famoso sarcófago de Santa Engracia, de la que la tradición marca que sobrevivió al cruel martirio de la que ella y numerosos mártires compañeros fueron víctimas.

Mención especial merecen los dos sarcófagos paleo-cristianos de mármol, datados de alrededor del año 330 y que guardaban los cuerpos de la mártir y de alguno de sus compañeros y que representan bellas escenas de los primeros cristianos. Por la técnica y los materiales se cree que fueron labrados en la antigua Roma, la misma que perseguía a los primeros cristianos, en este caso en su antigua ciudad de Causar Augusta, la actual Zaragoza.

A un lado de la cripta podrás descubrir el cráneo de la santa perforado por un clavo que los romanos le clavaron en la frente durante su martirio, además de otras reliquias del mismo, en la que también cabe destacar un relicario con sangre de la santa que ha licuado en ocasiones.

Todas estas cosas y más son las que esconde este maravilloso templo, uno de los más famosos y queridos de Zaragoza, el cual no puedes pasar por alto en tu visita a la ciudad.

Si quieres visitarlo apúntate el horario del mismo:

Por las mañanas, en horario de culto, y por las tardes, de 17 a 20.30h.

Iglesia de Santa Engracia

También tienes muchas actividades eclesiásticas:

  • Adoradoras: se dedican a rezar suelen ponerse en la cripta con una medalla y solía ser por lo menos los martes y creo que también los jueves.
  • Hoja parroquial la repartían los jueves.
  • Catequesis. si estas como yo 12 años te la aprendes de memoria porque todos los años por loe menos la primera hora quera con el cura era igual, ahora como han cambiado de cura pues supongo que habrá variado.
  • Grupo de tiempo libre. Es la alternativa a los scouts pero nunca ha terminado de cuajar también tenían por lo menos durante algunos años campamentos en los cuales ya lo tenían montado todo porque se lo notaba el grupo scout.
  • Grupo scout Santa Engracia. Intentan hacer que sus chavales relven bien puesto el uniforme y se comporten delate del resto de los grupos cosa que a los chicos les divierte mucho. Hacen reuniones y actividades varias los domingos.
  • Misa de niños: antes la llevaba Don Carlos parra pero la diócesis de Zaragoza lo traslado así que ahora no se cómo será antes la hacían en la cripta con guitarras y algo menos aburrida.
  • Coral
  • Grupos varios: ponen cine, charlas y alguna que otra actividad.
  • Monaguillos : el grupo mimado tienes mesa de pimpón libros y los tratan muy bien.
  • Cofradía: El Santo Cristo del consuelo si no me equivoco se quemó la imagen y ahora la visten con una túnica morada. Hacen varias de las procesiones principales como la del encuentro a las doce de la noche el miércoles de semana santa.

Si necesitas ir al despacho suele estar siempre alguien por dentro para informarte y si tienen tiempo te tiende aunque sea fuera de horario.