Bosque de Bussaco

Hoy quiero escribir una opinión sobre uno de los viajes que he hecho que más me han impresionado, y os aseguro que he viajado mucho tanto por España como por el extranjero, pero como El Bosque de Buçaco no he encontrado nada igual.

Se encuentra asentado en el distrito portugués de Aveiro, en la comarca de Beiras muy cercano a las costa Atlántica, y cuenta entre sus principales encantos con una vegetación impresionante, entre las que se esconden varias ermitas con un encanto muy especial, aparte de encontrarnos con uno de los palacios más lujosos de toda Portugal.

Este bosque fue el lugar elegido por una comunidad de Carmelitas Descalzos en su afán de apartarse del mundo, donde estuvieron protegidos por una bula papal que condenaba a quién se atreviera a cortar un árbol y además prohibía el acceso a las mujeres.

Palacio del bussaco

Actualmente el bosque se está tratando para su conservación y está preparado tanto para la visita a pie como en vehículo propio, en caso de decidir visitarlo a pie no se cobra entrada y se puede llegar hasta el mismo desde la localidad de Luso, de hecho, en la oficina de turismo de Luso te proporcionan un buen mapa con los senderos y carreteras repartidas por el bosque.

Si se decide entrar en coche hay que abonar una entrada simbólica. Yo creo que más que nada lo cobran como penalización y para intentar frenar un poco la entrada de vehículos en el bosque.

Hoteles baratos cerca de Bosque de Bussaco
Booking.com

Cómo es el Bosque de Busaco

bosque del buzaco

Es un parque forestal con unas dimensiones aproximadas de 100 hectáreas, en las cuales se pueden encontrar más de 700 especies de árboles diferentes. Desde luego deciros que si os gustan las plantas y la botánica, éste debe ser destino obligado en vuestra ruta. Yo por mi parte, tuve la suerte de ir acompañado por un amigo que entendía algo, botánico de profesión, que se quedó maravillado con lo que vio(plantas que sólo había visto a través de sus apuntes y libros de facultad, como me decía) porque yo veía todos los árboles preciosos pero iguales.

Aparte de los senderos, existen caminos asfaltados que están habilitados de sobra para el paso de vehículos, así que para los que prefieran visitar el bosque sobre ruedas y hacer tramos más fáciles tampoco hay ningún problema.

Una de sus peculiaridades que lo hacen casi único, y por lo que es conocido como el bosque encantado, es por la densa cantidad de vegetación que anteriormente os comenté, con la particularidad de que los árboles que aquí habitan proceden de los tres continentes donde los portugueses reinaron en alguna ocasión, en alguna de sus colonias.

bosque del bussaco

Por esa razón se combinan los colores verde y ocre o amarillento, propio de algunas especies que yo desconocía por completo y que habitan en esta maravillosa postal portuguesa, como por ejemplo los abetos del Himalaya (no sabía yo que tan alto había abetos), eucaliptos de tasmania, cedros del Cáucaso, palmeras asiáticas , pinos mejicanos y un montón de especies más que darían para escribir una opinión sobre ellas solamente.

Además del hermoso paisaje que nos rodea, el bosque tuvo su historia, ya que aquí se produjo una gran batalla, que recibió el nombre de batalla de Buçaco, en honor al nombre del bosque. Desde entonces esta zona ha sido declarada como Parque Nacional, y es considerado como uno de los espacios más valiosos de este país, mientras el fuego lo permita, espero que por mucho tiempo.

Estatua en buzaco

El mejor punto para observar las maravillas del parque se encuentra una vez pasada la ermita de San Antonio, ya que es el punto más alto y desde mejor se pueden ver estas maravillas(de verdad, es que no me canso de decir que es una maravilla). Este punto más alto es la Cruz Alta, que se encuentra a unos 600 metros sobre el nivel del mar aproximadamente, y que está en los límites del espacio protegido por el Parque Nacional.

Bajando nuestra ruta hacia el hotel donde nos hospedamos, nos encontramos con algunas ermitas muy curiosas, casi pintadas entre el follaje de la zona, y completamente inundadas de musgo, por la tremenda humedad de la zona. Entre ellas destacar las ermitas de San Miguel y Nuestra Señora de la Concepción, según bajamos a nuestra derecha, y ya en las cercanías al hotel unas hermosas fuentes de piedra igualmente inmersas en la vegetación, como son las de San Silvestre y Santa Teresa.

Recomendaciones

Bosque de Busaco

Si preguntáis en Luso por el Bussaco os recomendarán visitarlo a pie puesto que no es frecuente encontrarse en un entorno similar a él y desde el coche no se puede apreciar de igual forma la flora del lugar; sin embargo, nosotros lo intentamos y nos pareció tan tremendamente inmenso que decidimos volver a por el coche, y lo que hicimos fue dejarlo aparcado en una explanada que hay un poco antes de llegar al hotel.

No hubo problemas con el coche porque había un montón de coches allí aparcados, así que sin problemas, lo único deciros que no estaba muy acondicionado para llegar a la misma, ya que había que salirse del camino asfaltado y rodar por la tierra llena de piedritas hasta aparcar, pero vamos, que cualquier coche puede entrar sin problemas, de hecho, lo tienen señalizado como parking.
Otra posibilidad sería aparcar junto al hotel pero las plazas son muy limitadas(sobre terreno asfaltado) y para cuando fuimos nosotros ya no quedaba sitio, porque hay que tener en cuenta que tienen prioridad los autobuses y evidentemente gente relacionada con el hotel.

Yo no me perdería la subida hasta el mirador, con la Cruz Alta en su centro de color blanco con los bordes ennegrecidos; las vistas merecen la pena.

Y para comer deciros que existen algunas zonas con mesas dispuestas a modo de merenderos, por lo que es posible llevaros comida y pasar allí el día completo en plena naturaleza.

Los alrededores del Bosque de Bussaco

Palacio de Buçaco

Personalmente os recomiendo que visitéis el Palacio de Buçaco, que es un monumento neomanuelino, es decir anterior al reinado de Manuel,jajaj, que fue concebido en un primer momento como pabellén de caza.

Hoy en día se ha convertido en un hotel de lujo que acoge a visitantes de todas las nacionalidades.En la segunda Guerra Mundial se comenta que fue muy frecuentado por espías de diferentes bandos para sus reuniones privadas, pero me surje aquí una duda, ¿Cómo hacían los espías de bandos diferentes para no cruzarse ni encontrarse nunca?

Interior del Palacio de Buçaco

Yo tampoco me perdería el Convento de Buçaco, que nace a raíz de un antiguo monasterio del siglo XVIII de la orden de los Carmelitas Descalzos, como viene en una inscripción en la parte lateral del mismo, aunque de esta época tan solo permanecen en pie la capilla, el claustro y algunas celdas sueltas del monasterio. Lo demás ha sido edificado con posterioridad.

Y por último recomendaros el pueblo donde nos quedamos a dormir, y se puede decir que es desde donde empieza el Parque Nacional. Este pueblo se llama Luso, y es muy conocido, bueno es conocido desde que fui, porque ya dije antes que pese a ser un sitio precioso no tiene la suficiente publicidad. Su importancia radica en que es una ciudad balneario, con aguas termales con, según dicen propiedades «curativas». Os puedo decir que a mi no me curaron, pero claro, en tres días no hay tiempo para muchas florituras.

Pasillo del Interior del Palacio de Buçaco

En este pueblo se encuentra el hotel donde nos hospedamos, en el Grande Hotel de Luso, que por el nombre parece que tiene 5 estrellas, pero no, se llama el Grande simplemente creo que es porque es el más grande de el pueblo, sin más. Cuando lo reservamos por internet, nos llamó la atención sobre todo su encanto, ya que fue construido allá en los años 40, por lo que su fachada es muy anecdótica y pintoresca, aunque el interior ha sido totalmente remodelado.

Y nada más, que espero que si necesitáis un descanso hagáis caso de esta opinión porque estoy segura de que no os arrepentiréis, de hecho, yo tengo pendiente volver a disfrutar del balneario..

Otros lugares que no te puedes perder

Deja un comentario

Información sobre protección de datos

  • Responsable: Ignacio Cuesta
  • Fin del tratamiento: Controlar el spam, gestión de comentarios
  • Legitimación: Tu consentimiento
  • Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  • Derechos: Acceso, rectificación, portabilidad, olvido.
  • Contacto: contacto@calculadoraconversor.com.
  • Información adicional: Más información en nuestra política de privacidad.