Monasterio de Batalha

Actividades que te recomendamos

No sé si alguna vez habéis oído hablar de la ciudad de Batalha, o si incluso habéis tenido la posibilidad de visitarla.

Como ya sabéis los que me seguís un poco, este verano estuve de vacaciones en Portugal. Lo que en un principio iba a ser una escapada playera, se convirtió en todo un recorrido cultural. Y no sabéis cómo me alegro… De entrada desconocía la belleza de la zona central del país vecino y mi objetivo era estar en la playa (en Óbidos – Praia del Rey) y si acaso escaparme algún día a Lisboa. Sin embargo, pronto me di cuenta de que había mucho que ver y disfrutar, así que no me lo pensé y replanifiqué el viaje para ver todo lo posible.

Vuelvo a repetir como en otras de mis opiniones, que aconsejo la visita a esta zona “menos conocida” de Portugal porque tiene mucho que ofrecer.

Interior del Monasterio de Batalha

En una de estas “improvisadas” escapadas turísticas por la zona descubrí un lugar que aunque me sonaba de oídas no sabía el gran valor que tenía. Se trata de Batalha, y su joya más valiosa que es su monasterio. Es de tal importancia que ha sido declarado Patrimonio de la Humanidad por la Unesco.

Nos ubicamos

Batalha es una villa portuguesa. Se encuentra en el distrito de Leiria, en la región central . Estamos hablando de “villas”, que como os he aclarado en otras opiniones, tal y como entendemos las divisiones administrativas de Portugal, se trata de ciudades y estas a su vez se dividen en freguesías, que pueden equivaler a nuestros distritos. Pues bien, Batalha se divide en cuatro freguesías: Batalha, Golpilheira, Reguengo do Fetal y São Mamede. En la primera se sitúa el monasterio.

Hoteles baratos cerca de Monasterio de Batalha
Booking.com

Para llegar al Monasterio, tendremos que tomar la Carretera Nacional IC2, y la salida en Batalha. Por la carretera A1, con salida en Fátima o Leiria, por la carretera A8, salida en Leiria. Se encuentra relativamente próximo a la localidad de Fátima y es fácil su localización ya que por su importancia se encuentran indicaciones desde muchos kilómetros a la redonda.

Dirección: Mosteiro de Santa Maria da Vitória. 2440-109 Batalha, Freguesia Batalha

Un poco de su historia

Entrada del Monasterio de Batalha

Tiene un origen conmemorativo para rememorar una batalla, la Batalla de Aljubarrota, que tuvo lugar en el siglo XIV entre el ejército portugués y el castellano y que se saldó con la victoria de nuestros vecinos, lo que trajo consigo la consolidación en el trono del rey Juan I (D. João I) como rey de Portugal.

Hay que tener en cuenta que en esta época existía una profunda crisis no sólo en Portugal sino en toda Europa y las contiendas entre castellanos y portugueses eran habituales. En el caso que nos ocupa la victoria fue para los portugueses que contaban con la ayuda de los ingleses como aliados.

Pasillo del monasterio de batalha

A los castellanos no les quedó más remedio que huir despavoridos del campo de batalla y en esta huída los portugueses no dudaron en perseguir y dar muerte a los fugitivos. Inspirada en estos hechos, se labró una leyenda popular, la de la “Panadera de Aljubarrota” , que era una mujerona muy fuerte que se cargó a unos cuantos castellanos. De ella se decía que su fuerza era tal, que tenía seis dedos en cada mano…

Pues bien para conmemorar la victoria y el posible auxilio “divino” que pudo haber recibido en la consecución de su victoria, el rey recién proclamado, ordenó la construcción del monasterio.

La arquitectura del Monasterio de Batalha

Cruz en el Monasterio de Batalha

A simple vista y desde lejos podemos ver que nos encontramos ante un edificio de estilo gótico, en el que numerosos y afilados pináculos se elevan al cielo.

Tiene un estilo arquitectónico profuso, no en vano se cuenta que se tardó dos siglos en construirlo y que tuvieron que colaborar quince arquitectos, tuvieron que pasar siete reyes por el trono hasta que la obra estuvo finalizada.

exterior del monasterio de batalha

Tantos arquitectos dejaron su impronta en el edificio que al final resultó un cúmulo de diferentes estilos de también diferentes países. Influencias del gótico portugués, francés, inglés e incluso quedó marcada también la huella del gótico flamígero, que como sabéis es una evolución tardía de este arte y se caracteriza por la introducción de un cierto barroquismo.

Pero además es también de estilo Manuelino, autóctono de Portugal y que podemos apreciar en edificios tan notables como la Torre de Belém o el Monasterio de los Jerónimos en Lisboa.

¿El resultado? Un edificio espectacular se mire por donde se mire.

Mi visita: experiencia y opinión

Estatua en el monasterio de batalha

Este verano, en el mes de agosto, fue cuando tuve la oportunidad de conocer el Monasterio. Estuve una sola tarde en Batalha y se tarda bastante en visitar el edificio, así que no tuve mucho tiempo de conocer la localidad. Tan sólo me paré a refrescarme en una heladería cercana. En los alrededores hay algunas tiendas de souvenirs, bares y restaurantes casi todos con terraza, que hacen que el ambiente sea muy agradable.

Bueno, paso a comentaros un poco que es lo que vi y mis impresiones por si os animáis a conocerlo.

Nada más llegar, te encuentras con una gran explanada adoquinada y rodeada de vegetación. En ella y a la derecha de la puerta principal hay una imponente escultura ecuestre de D. Nuno Álvares Pereira.

Fachada del Monasterio de Batalha

La fachada principal, con su tímpano y sus perfectas arquivoltas es ya digna de admiración pero es que levantando la vista, uno se siente minúsculo ante la grandiosidad del edificio. En el tímpano hay un relieve que nos muestra a Jesús rodeado de los cuatro evangelistas.

Entramos en el edificio y el calor del exterior se rebaja unos cuantos grados , los muros anchos de piedra y la elevada cubierta abovedada del edificio, de más de treinta metros de altura propicia esta bajada de las temperaturas. Creo recordar que hasta sentía frío.

La planta es de cruz latina, tres naves y cinco capillas y tiene una gran longitud (más de ochenta metros). Las naves descansan sobre inmensos pilares con varias columnas adosadas, por lo que los pilares se ven aún más robustos.

Ventanas del monasterio de batalha

Avanzando por la nave central nos percatamos de que la luz entra por los vanos en forma de ventanas apuntadas que hay en los gruesos muros con impresionantes vidrieras y por un gran claristorio en la parte alta de la pared de la nave central.

En la nave izquierda se encuentra el acceso a la Capilla del Fundador, en ella se encuentran los túmulos de D.João I, D. Fernando, D. John, D. Enrique y D. Pedro.

En la nave lateral izquierda se encuentra la entrada al claustro de D João I, en el que el estilo manuelino es el predominante. Y entre las columnas podremos disfrutar de la vista de un bello jardín y contemplar con más detenimiento las impresionantes arcadas.

Vidrieras en el Monasterio de Batalha

A la derecha encontramos la Sala Capitular, iluminada por una hermosa vidriera y todo un desafío a la arquitectura por la inmensa bóveda que la cubre sin ningún tipo de apoyo central. En ella se exhibe, custodiada por dos soldados la imagen del Cristo de las Trincheras y la tumba del soldado desconocido en honor a los soldados portugueses muertos en la Primera Guerra Mundial.

Salimos de nuevo al jardín central y encontramos el lavatorio, que es una fuente que estaba destinada a abastecer de agua a la cocina y al aseo de los frailes antes de pasar al refectorio (comedor de los monjes). Llegamos al refectorio hoy sede del Museo de la liga de los combatientes. En este lugar es la austeridad lo que más predomina. Aquí encontramos una tienda donde podremos adquirir algún recuerdo de la visita.

Jardines en el monasterio de batalha

Pasamos a un segundo claustro, el de D. Alfonso V, mucho más sencillo que el anterior ya que éste era donde los frailes llevaban su vida. En el centro del jardín hay un pozo. En unos de los tramos del claustro podremos admirar diferentes esculturas y fragmentos de relieves.

Se puede visitar también el dormitorio de los frailes y desde él acceder a la cocina, donde veremos vajillas y otros utensilios propios de esta dependencia. El claustro de D. Alfonso V, tiene también salida al exterior.

Capilla sin terminar en el monasterio de batalha

Finalmente visitamos, en un lateral del monasterio y accesibles desde fuera, las Capillas Inacabadas, que tienen una gran belleza. Se construyeron con la finalidad de albergar un mausoleo. En una de ellas está la tumba de D. Duarte y Dª Leonor de Aragón, su esposa.

Conclusión

Monasterio de Batalha

El monasterio de Batalha es una de las siete maravillas de Portugal, junto con las siguientes:

  • Castillo de Guimarães
  • Castillo de Óbidos
  • Monasterio de Alcobaça
  • Monasterio de los Jerónimos
  • Palacio de Pena
  • Torre de Belém

Yo ya conozco cuatro de ellas, un cómputo que no está nada mal para ser lugares tan alejados de casa y distanciados entre sí.

Sin duda el monasterio es algo que no debes perderte si estás por la zona. Visto desde fuera impresiona y en el interior la monumentalidad se hace aún mayor si cabe. Sus enormes dimensiones, tanto en longitud como en altura, unidas al carácter espigado de la arquitectura gótica hacen que la sensación de vacío en el interior sea muy elevada. Ver esta colosal obra de arte, hace que nos asombremos ante la belleza que el hombre es capaz de realizar.

Te recomendamos

Otros lugares que no te puedes perder

Deja un comentario

Información sobre protección de datos

  • Responsable: Ignacio Cuesta
  • Fin del tratamiento: Controlar el spam, gestión de comentarios
  • Legitimación: Tu consentimiento
  • Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  • Derechos: Acceso, rectificación, portabilidad, olvido.
  • Contacto: contacto@calculadoraconversor.com.
  • Información adicional: Más información en nuestra política de privacidad.