Safari de Madrid

Hoy os voy a recomendar una excursión que va a encantar tanto a los mayores como a los pequeños. Muy cerca de la capital, a sólo 22 Km, podemos disfrutar de la visita al Safari Madrid.

El parque se encuentra a las afueras de la población de Aldea del Fresno y una vez que pasas el pueblo esta muy bien señalizado con carteles enormes sobre su ubicación lo que hace que a pesar de encontrarse en una carretera secundaria sea muy fácil el acceso hasta allí.

¿Dónde está?

Este Safari se ubica, desde el año 1973 en:

Carretera Navalcarnero-Cadalso de los Vidrios
Km 22 -MADRID.

¿Qué vas a ver en este Safari de Madrid?

Safari

Es la principal actividad del centro y la que le da nombre. Es una amplia exhibición de animales, en su hábitat natural, para recorrer en nuestro vehículo.

Los animales de encuentran en semi–libertad, sueltos aunque en un espacio cercado. La visita se realiza en coche y en la entrada te permiten comprar zanahorias para darles de comer.

Hoteles cerca de Safari de Madrid
Booking.com

Encuentra actividades, visitas guiadas, excursiones, tours gratuitos y más en Madrid
Buscar

Hay unas estrictas normas que deben ser respetadas para garantizar nuestra seguridad y la de los animales.

Algunos animales, por su peligrosidad, se encuentran separados por cercados, como pueden ser los elefantes, tigres, osos, rinocerontes o hipopótamos. El resto, la mayoría de ellos herbívoros, se mueven libremente, se acercan a los coches y se les puede dar de comer una zanahoria bajando unos centímetros la ventanilla del coche.

El rincón de los Mansos

Es un espacio pequeño, cercado, donde se puede entrar, acariciar y dar de comer a cabras, cerdos y pequeños cervatillos. En cuanto ven algo de comida se suben encima tuya. A los niños al principio les da un poco de miedo pero cuando cogen confianza, les encanta.

Exhibición de aves rapaces

Se realiza en una explanada con gradas alrededor, al aire libre. Las aves, rapaces y carroñeras, sobrevuelan las cabezas de la gente.

Hay participación del público ya que sacan a niños a los que les ponen los guantes de cetrería para recibir a las aves.

Exhibición de serpientes

Se realiza en un espacio con mesas al aire libre con un pequeño bar donde te puedes tomar un refresco mientras ves la demostración. Pasean las serpientes entre los asistentes e incluso te permiten tocar alguna.
Completa sus instalaciones con una aviario, reptilario y un mini zoo que son gratuitos. Muchos de los animales que aquí viven y se exhiben proceden de intervenciones realizadas por el SEPRONA de la Guardia Civil a traficantes de especies animales protegidas. Te lo explican en los carteles informativos que hay delante de las jaulas en el aviario y el minizoo, y te dicen el grado de extinción en el que se encuentra cada especie.

Otras actividades (de pago)

  • Montar en poni: los pequeños puedan dar una vuelta montados en poni, guiados por personal del centro.
  • Kart: entre actividad y actividad puedes echar una carrerita.
  • Tobogán gigante: te proporcionan una esterilla para deslizarte por este tobogán. Tienes que subir un montón de escaleras hasta la cima y te puedes tirar individualmente o con un niño en el regazo. Lo puedes hacer tantas veces como quieras y no es caro.

El recorrido

El recorrido se divide principalmente en dos partes: una que podéis hacer andando y otra que se realiza exclusivamente en vuestro propio vehículo.En la parte que podéis hacer andando encontrareis varias zonas pero realizando un recorrido por orden lo primero que encontrareis es la zona de las rapaces que se encuentran en sus jaulas hasta que las sacan para la exhibición que se realiza justo al lado en un pequeño anfiteatro donde realizan acrobacias y exhibiciones en vuelo.Un poco mas allá encontrareis la zona de los monos, también en sus jaulas, que se pasan el día jugando entre ellos y haciendo mil gracias en sus columpios.

Después encontrareis una enorme jaula donde se encuentra un puma y los tigres en unos recintos perfectamente acondicionados desde donde se les puede ver muy de cerca protegidos por un cristal.Seguidamente ( todo andando) pasareis a la zona de las aves donde encontrareis un recinto con varios pasillos llenos de plantas entre los que se encuentran cientos de aves en enormes jaulas y de muchísimas clases como todo tipo de loros, gallinas, papagayos, palomas …..Una vez que se sale de este recinto esta la zona más propia para los niños, es el mini zoo, donde los críos pueden tocar y dar de comer a las cabritas y las ovejas e incluso montar a los pequeños ponys. Tras ello se pasa a la zona de ocio donde encontrareis la piscina que aunque es pequeñita esta genial ara darse un baño y estar fresquito en las épocas de mas calor y además tienen un bar-chiringuito justo al lado. También tienen un tobogán gigante y una pista de karts.

Unos cien metros mas adelante se encuentran los recintos de los cocodrilos y caimanes donde también se exponen tortugas y que están en un recinto cerrado acondicionado con pequeñas piscinas separadas entre si para acoger las distintas especies.

Justo al lado en otro recinto cerrado pasamos a otro recinto cerrado lleno de numerosas especies de serpientes, boas, víboras …y de todos los tamaños¡¡. En la exhibición algunas de ellas pude cogerse y tocarse por parte del público y realizar estupendas fotos con ellas encima.

En estas zonas que se pueden recorrer a pie una de las cosas que mas me gustaron es que los recintos donde están los animales son amplios, están muy limpios y muy bien acondicionados para cada especie. Además los tienen muy bien decorados para que el ambiente sea mucho más agradable con plantas, muros decorados, pinturas ……

La parte que se realiza en coche es muy divertida ya que aunque se realiza exclusivamente en el vehículo se puede dar de comer a algunos de los animales que están tan acostumbrados que se acercan corriendo al coche para que les des algo sobre todo los avestruces, las llamas, los camellos ….. En las zonas con animales peligrosos las ventanillas quedan cerradas y aquí podéis contemplar leones, bisontes, osos y un montón de animales en libertad.

Según vas haciendo el recorrido con el coche, entre otros, te puedes encontrar con los siguientes animales:

  • Leones y Leonas (se encuentran en una zona vallada por protección)
  • Rinocerontes
  • Hipopótamos
  • Ñus
  • Ciervos
  • Cebras
  • Avestruces
  • Bisontes
  • Jirafas
  • Osos
  • Elefantes
  • Monos
  • Etc.

Hay que tener mucho cuidado sobre todo en la zona de los monos ya que son peligrosos y suelen realizar algún desperfecto en los coches por lo que os sugiero que paséis rapidito por esta zona.

Hay algunos animales que se acercan al coche y les puedes dar de comer, aunque yo no sé si recomendarlo, nosotros empezamos a dar de comer a los monos pero después del espectáculo vivido (porque aunque parezca una tontería no lo es, un mono es gracioso pero ocho (por decir un numero) encima de tu cabeza no hace tanta gracia, además si das de comer a uno, de repente aparece el padre, la madre, el hermano, la prima, el tío, etc.- jejeje, también reconozco que parte de culpa tuvimos ya que en la entrada por detrás viene escrito que no se abran las ventanillas ni las puertas cuando estés en las secciones de leones, osos y monos, pero claro… una llevó cacahuetes y se los dimos por la ventanilla que la bajamos lo justo para que entrara el cacahuete… pero yo no os lo aconsejo.

Las zonas a recorrer con los vehículos están separadas entre si por zonas electrificadas y en cada zona hay un guardia por donde entran y salen los vehículos donde se te dan consejos se seguridad.

Mi experiencia

He estado tres veces en el Safari y la verdad es que en todas las ocasiones lo hemos pasado muy bien.

En cuanto al safari, es espectacular, vas avanzando en coche en un recorrido debidamente señalizado y los animales se acercan para que les des de comer. Bajando un poco la ventanilla, te permiten alimentarlos con zanahorias que en la puerta te venden (a 1€ la bolsa). Puedes ver cebras, elefantes, jirafas, llamas, hipopótamos, dromedarios, monos….etc.

La primera vez que estuve fue muy divertido ver como los monos se subían al coche…en las otras visitas ya no permitían darles de comer para evitar que se acerquen tanto. La forma que se les ha ocurrido para evitarlo es prohibir que se paren los coches en el tramo donde se encuentran los monos. Es una pena. Era impresionante ver a los monos subidos en el capó, jugar con los limpias, subirse en los retrovisores…aunque más de uno se ha llevado un arañazo en el coche de recuerdo.

En el rincón de los mansos, en cuanto ven algo de comida, los animales se suben encima tuya. A los niños al principio les da un poco de miedo pero cuando cogen confianza, les encanta.

La primera vez que fuimos, como no lo conocíamos, nos habíamos programado sólo dos horas, que nos supieron a poco. En visitas posteriores ya hemos ido preparados con comida desde casa y hemos pasado todo el día. Esto lo hacen la mayoría de los visitantes porque hay mesas para picnic, quioscos con refrescos y café.

También puedes optar por comer en algunos de los restaurante en los que hay menús y comida rápida.. Fuera de las instalaciones también hay restaurantes muy cercanos.

Si tuviera que poner alguna pega, sería la necesidad de ser remodelado, ya que sus instalaciones datan de los años setenta.

A pesar de ello, lo recomiendo totalmente, es una experiencia única.

¿Quieres reservar una guía?

Otros lugares que no te puedes perder

Deja un comentario

Información sobre protección de datos

  • Responsable: Ignacio Cuesta
  • Fin del tratamiento: Controlar el spam, gestión de comentarios
  • Legitimación: Tu consentimiento
  • Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  • Derechos: Acceso, rectificación, portabilidad, olvido.
  • Contacto: contacto@calculadoraconversor.com.
  • Información adicional: Más información en nuestra política de privacidad.